Inov8 TrailRoc 285: Buenas herraduras para galopar en terrenos rocosos

La casa inglesa nos trae una renovada TrailRoc, todo un clásico en la marca, manteniendo sus 285 gramos. Sin embargo, el peso parece ser lo único que NO ha cambiado.

img_9468

Inov8 nos promete una zapatilla con un agarre extremo en terrenos rocosos, una estabilidad increíble y una amortiguación más que adecuada para tus tiradas y carreras más largas mientras disfrutas de una comodidad nunca vista. Pero esto es Trail Hero y ya sabéis que aquí las frases de los publicistas no nos gustan así que, como hacemos siempre, les hemos metido un montón de kilómetros y os vamos a contar de lo que son capaces y de lo que no. Vamos a por ello.

Al abrir la caja nos encontramos con una zapatilla baja, con toda la estética Inov8 y con protecciones en puntera y talón como hemos ido viendo hasta ahora. Sin embargo, esta malla, estos termosellados alrededor de la zapatilla, estos tres diferentes compuestos para los tacos y esta aparente amortiguación extra nos llaman mucho la atención en una marca que tenía fama de rígida y dura.

No aguantamos más y nos las ponemos para hacerles medio millar de kilómetros y contaros parte por parte cómo van.

img_0440

Suela y agarre: La combinación de la mediasuela compuesta por el llamado POWER FLOW+, que nos aporta una amortiguación extra (sobre todo en el talón) y la suela con lo que Inov8 llama TRI C – Sticky (3 compuestos “pegajosos”) nos da los números con los que los británicos quieren conseguir que corramos largo y cómodo por terrenos duros y rocosos sin problemas. Estos números se resumen en un talón de 16 mm, una altura en los metatarsos de 8 mm (que nos da un DROP de 8 mm) y unos tacos de 4 mm de profundidad.

Empecemos por la mediasuela. Este llamado POWER FLOW+ es, en definitiva, la amortiguación que necesitan los pesos medios o bajos para poder correr ultras con ellas sin problemas; y si eres de peso alto puedes darle fuerte en medias maratones o incluso maratones (dependiendo del terreno). De talón vas sobrado aunque en pesos altos -y si el terreno es muy duro-, echamos de menos algo más de amortiguación delante.

Respecto a la suela, como decíamos antes, encontramos tres diferentes tipos de taco. Los del talón están compuestos por el material más duro y resistente y además son los más grandes. Después tenemos los tacos colocados en la línea central de la zapatilla, que son los más blandos para proporcionarnos mayor tracción en la carrera y, finalmente, los tacos laterales que cuentan con una rigidez intermedia con el objetivo de agarrar pero de no degradarse tan rápidamente, al ser zonas de mucho impacto y desgaste. Una idea muy interesante y efectiva, que junto con el diseño y forma de tacos y hendiduras de la suela hacen que no nos haya colapsado con el barro.

Aun así, y habiendo visto una mejoría bestial en el taqueado y el agarre respecto a otros modelos anteriores de la marca, resultan algo “duros” a la hora de meterlos en roca mojada o terrenos congelados (no hielo). Nos quedamos con un sabor tan dulce tras probar las TerraUltra 260G con esa suela de Grafeno que, al ponernos éstas, los tacos nos parecen duros 🙂

Algo que tienen éstas y no tenían (o no notamos) en aquellas TerraUltra 260G es la placa que lleva incorporada sobre la media suela y que evita que se nos claven las piedras pequeñas y puntiagudas. La quinta generación de este elemento que sin duda valoramos mucho en largas distancias y terrenos pedregosos.

Upper: En esta zapatilla, si algo llama la atención cuando la llevas puesta, es la flexibilidad y cómo el upper te recoge el pie sin molestar pero sin soltarlo. Además de los soportes para el talón, que te lo fijan perfectamente desde los lados sin molestar, nos encontramos a ambos lados del empeine con lo que los británicos han llamado MET-CRADLE+ y que consiste en una red de termosellado que parte desde la media suela hasta los cordones y que, además de proteger el upper de cortes y roces, reparte la tensión del cordaje por todo el pie perfectamente.

Lengüeta y cordaje: Aquí Inov8 no ha querido reinventar la rueda con algo que ya funcionaba y nos entrega un cordaje tradicional que corre sobre una lengüeta bien acolchada que va cosida al upper por un tejido elástico en el interior de la zapatilla.

Comodidad: En esta horma intermedia pero con buen espacio para los dedos nos hemos encontrado más que cómodos rodando muchas horas y en todo tipo de terrenos. El tejido de malla del upper transpira muy bien y el acolchado interior y del talón son lo suficientemente generosos para que no echemos en falta más. Como habréis podido ver en el vídeo, la flexibilidad de esta zapatilla es total y eso se nota en carrera. Por este motivo, y a pesar de ser bajas, les hemos dado muy buena nota en comodidad. Por ponerle un pero, y esto es por nuestro gusto personal, solo podríamos mejorar esta comodidad añadiendo un poco más de “colchón” de media suela que nos hiciese aun más blando el aterrizaje.

Durabilidad: Hablar de lo que dura esta zapatilla cuando la marca ha tenido tan en cuenta el material a usar para cada taco, esos refuerzos en los laterales, ese termosellado alrededor de toda la zapatilla y ese pedazo de refuerzo casi blindado en la puntera, es un poco complicado. Creemos que con este aspecto ligero y flexible, las TrailRoc 285 pueden darte fácilmente más de 800-1.000 km de satisfacción sin que tengas que pensar en otras, y eso no se ve muy a menudo.

Precio: 149€ es lo que tendremos que pagar por estas zapatillas para echarnos a la montaña con ellas. En términos absolutos es un precio alto. Lejos quedaron los tiempos en que Inov8 era una marca barata, pero también es una de las firmas que más está evolucionando e innovando en sus modelos. Como siempre decimos, sólo tienes que dividir entre los kilómetros que pueden darte para saber si te salen rentables.

El test: Tras darles bastante tralla a este par de armas, y haberlas probado en todo tipo de terrenos, nos damos cuenta de que las TrailRoc 285 han evolucionado mucho.

Destacaríamos su comodidad, ya que desde el primer día han ido como un guante incluso con pesos altos (más de 85 kg), rodando por terrenos bastante rocosos más de 30 km sin molestia alguna. Si bien es cierto que en terrenos muy resbaladizos y duros como piedras grandes y planas que estén mojadas nos podemos llevar más de un susto (como con la mayoría). Para el resto de terrenos los tacos han demostrado estar a la altura.

Si buscas una zapatilla baja pero con buena amortiguación y que sirva para ir rápido y con buena estabilidad, éste podría ser tu modelo. Las recomendaríamos para cualquier tipo de distancia y sobre todo en terrenos rocosos o terrenos técnicos duros, tanto por la durabilidad de su suela como por la resistencia del upper y la protección de la puntera.

En resumen, una muy buena compra para hacer kilómetros y kilómetros sin preocuparte por molestias o rozaduras y poder ir rápido y seguro.

Rating (0-10): 8,2

  • Suela y agarre: 8
  • Upper: 9
  • Precio: 7
  • Comodidad: 8
  • Durabilidad: 9

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s